De la Hispania romana nos han llegado importantes ciudades como Clunia en Burgos, de ella quedan impresionantes edificios como el teatro.

El Acueducto de Segovia es uno de los monumentos más impresionantes y mejor conservados que han dejado los romanos en España. Construido en el siglo I para llevar agua a la ciudad, está en perfecto estado en la actualidad.

LAS MÉDULAS, en el Bierzo, es un impresionante paisaje debido a la mano del hombre: eran unas minas de oro que los romanos explotaron. Tan importantes fueron que instalaron un campamento militar cerca, este campamento es el origen de la ciudad de León. 

HISPANIA ROMANA

Los romanos llegaron a la Península a partir del siglo II a.C para luchar contra sus enemigos, los cartaginenses. La conquista de Hispania no fue fácil, no pudieron terminarla hasta dos siglos después. En el norte encontraron una gran resistencia en los astures, vascones y cántabros.

A los romanos les interesaban estas tierras por las minas, también por la agricultura, pues compraban aquí el vino y el aceite y el garum, la delicatessen de la época.

CIUDADES ROMANAS

Las ciudades romanas en Hispania eran como las de todo el Imperio, tenían sus teatros, foros, circos, casas, anfiteatros, esculturas de los emperadores o ricos patricios… hay yacimientos arqueológicos fascinantes por toda España, algunos muy bien conservados. Córdoba, Mérida o Segovia, entre muchos otros lugares, conservan importantes monumentos o casas romanas; También nos dejaron los romanos algo importantísimo: la lengua, el latín, que después evolucionó al castellano, al catalán o el gallego.

Escipión el Africano, Julio César o Pompeyo fueron ejemplos de ilustres personalidades que estuvieron en Hispania, incluso algunos emperadores romanos nacieron aquí: Trajano, Adriano o Teodosio.

EL FINAL DEL IMPERIO

A partir del siglo III los romanos tuvieron que grandes problemas para mantener su imperio, estaban divididos, no podían controlar todas sus fronteras, pues el imperio era inmenso, y además llegaban pueblos del norte y este de Europa a ocupar sus tierras: los bárbaros.

El Imperio Romano Occidental cayó en el 474 d.C. cuando el último emperador Rómulo Augusto fue depuesto por el bárbaro Odoacro. En España acabaron controlando todo los visigodos.

Quedan en España grandes monumentos como este TEATRO DE MÉRIDA, que todavía se utiliza, pues cada año se celebra un festival de teatro clásico. https://www.festivaldemerida.es/el-festival/

Los romanos fueron grandes constructores de obras públicas y ciudades. Tiermes es una curiosa ciudad romana con casas excavadas en la roca, está en la provincia de Soria.

ALGUNAS PALABRAS Y EXPRESIONES

La resistencia, resistir es aguantar, tolerar. En una guerra cuando domina un grupo y el otro no está de acuerdo, organizan actividades de “resistencia”.

Las minas, la mina es un lugar de donde se extrae el mineral: oro, plata, estaño… España era un país muy rico en minas.

La agricultura, es la utilización del campo para cultivar las tierras con cereales, frutas…

El garum era una salsa muy apreciada por los romanos. Se preparaba con vísceras de pescado fermentadas y otros ingredientes. Era bastante fuerte. De España salían grandes cantidades de garum que los gourmets romanos apreciaban mucho.

Ilustre, célebre, famoso, admirado

El yacimiento arqueológico, es el lugar dónde se realizan excavaciones arqueológicas

La incapacidad, ser incapaz es no poder hacer algo, lo contrario es ser capaz

Enormes fronteras. Enorme es muy grande y frontera es el límite que separa un país de otro, o una región

Ser depuesto, deponer aquí es quitar a alguién de su puesto: un rey, un funcionario…

Los bárbaros. La palabra bárbaro significaba extranjero, poco civilizado. Así llamaban los romanos a todos los que no hablaban latín: visigodos, francos… pueblos que llegaron del norte y el este y acabaron ocupando todo el Imperio Romano Occidental. Hoy esta palabra significa algo así como salvaje. Aunque a veces la utilizamos para expresar algo bueno. Ej. Este chico es bárbaro, juega al fútbol como nadie.

Curiosidades: La palabra salario, viene de salarium. Los romanos utilizaban monedas, pero en muchos casos los pagos se hacían con productos, uno de ellos la sal. Salario es hoy el pago a los trabajadores. La palabra viático, que son los gastos de comida y alojamiento o transportes cuando un trabajador está de viaje, viene de viator que era un mensajero del Imperio

Compartir en redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Abrir chat